© 2018 El Deporte Desde Madrid. Todos los derechos reservados.

El globo de Vallecas

April 3, 2019

  • El equipo de Jémez tira por la borda unos buenos primeros sesenta minutos y vuelve a perder

 

SD EIBAR 2-1 RAYO VALLECANO

 

ALINEACIONES

 

SD Eibar: Dmitrovic; Cote, Paulo Oliveira, Ramis, Rubén Peña; Marc Cardona, Sergio Álvarez (Joan Jordán 45’), Diop (Escalante 68’), Orellana; Charles, Kike García (Pedro León 45’).

 

Rayo Vallecano: Dimitrievski; Álex Moreno, Amat, Abdoulaye Ba, Tito (Javi Guerra 74’); Medrán (Embarba 84’), Mario Suárez; Bebé, Pozo, Álvaro García (Kakuta 81’); Raúl de Tomás.

 

GOLES

 

0-1: Pozo 30’

1-1: Charles 63’

2-1: Pedro León 73’

 

 

 

Un día más, el Rayo Vallecano vuelve a perder. La imagen que mostró fue buena, muy buena, de hecho. Muy convincente y adecuadamente ejecutada. Pero el resultado es lo que da de comer, y eso aún es una asignatura pendiente para la Franja.

 

Paco Jémez ha llegado con las ideas claras a Vallecas: sacar a los futbolistas a los que no les queme el balón, juntarlos y apretar tras perder la pelota. Todo eso lo hacen a la perfección los Medrán, Pozo (que volvió a marcar uno de sus habituales golazos) o Mario Suárez. Si a ellos les sumamos a los sospechosos habituales, como RDT o Álex Moreno, y recordamos a aquellos jugadores que han tenido menos protagonismo del que desearon, como Tito, Bebé o Álvaro, da como resultado un conjunto sólido, serio y peligroso. Así se mostró en el estreno de Jémez ante el Betis, y también esta noche en Ipurúa, un campo tremendamente complicado, donde ha conseguido maniatar a todo un Eibar durante una hora de partido.

 

Sin embargo, y como si de un globo se tratase, el Rayo Vallecano se ha desinflado por completo tras encajar el gol del empate. Charles, quien ya lleva trece dianas esta temporada, remató de cabeza uno de los miles balones colgados del conjunto armero, y todas las virtudes del Rayo se disiparon. Pedro León terminó de rematar la faena, y la tragedia se personó en Ipurúa. Es la octava derrota del Rayo en las últimas nueve jornadas, y sus rivales no dejan de puntuar: el Villarreal no le ganó al Barça por un minuto, y el Celta es otro equipo desde la vuelta de su mesías particular, un Iago Aspas que es capaz de elevar el nivel del club de sus amores a cotas inexploradas.

 

Se le acaba el tiempo a la Franja, que no puede dejar escapar más puntos. El plan de Jémez es coherente y efectivo, pero los jugadores rayistas siguen siendo débiles mentalmente. Como un globo que se desinfla. Como un club que se deja llevar por la marea del descenso…

Please reload

Please reload