© 2018 El Deporte Desde Madrid. Todos los derechos reservados.

El Alavés deja en jaque mate al Madrid

October 6, 2018

  • La derrota ante el Alavés constata el declive imparable en el que se encuentran los merengues

 

DEPORTIVO ALAVÉS 1-0 REAL MADRID CF

 

ALINEACIONES

 

Deportivo Alavés: Fernando Pacheco, Ximo Navarro, Víctor Laguardia, Guillermo Maripan, Rubén Duarte, Darko Brasanac, Tomás Pina, Wakaso, Ibai Gómez, Calleri y Jony.

 

Real Madrid CF: Courtois, Nacho, Varane, Ramos, Odriozola, Kroos, Modric, Casemiro, Ceballos, Benzema y Bale.

 

GOLES

 

1-0: Manu García minuto 90+5’.

 

 

 

 

Cuatro partidos consecutivos sin ganar. 6 horas y 50 minutos sin saber lo que es celebrar un gol. El real Madrid se encuentra en caída libre, y ni Mariano ni Vinicuis actúan como paracaídas. Y parece que la cabeza de turco es Lopetegui, a quien culpan muchos aficionados. Los cimientos del equipo blanco se tambalean lejos de mejorar y tanto los jugadores como la afición se han llevado un mazazo para rematar su estado de ánimo.

 

Los blancos brillaron en Vitoria, pero solo los 10 primeros minutos, donde Benzema y Bale incordiaron la portería de Pacheco. El buen juego de los blancos desaparecía como un espejismo. El Madrid se vino abajo y dejó de dar miedo. El alavés, con bastantes posesiones largas, movía tanto el esférico como al Madrid como quería. El único que creaba más peligro fue el joven Odriozola. El lateral diestro subía con una admirable facilidad la banda, llegaba a área y dejaba que los demás finalizaran, pero ningún compañero tuvo la “suerte” necesaria para subir el marcador en todo el encuentro.

 

El Madrid controlaba la bola (76%), pero no veía la luz al final del túnel para encajar. El Alavés se mostraba cómodo. La medular se perdía en pases horizontales, sin encontrar profundidad en su juego ni supo conectar con la delantera. A esto se le suma la falta de velocidad de circulación y que los de Abelardo presionaron muy bien la salida del balón y aprovecharon todas y cada una de las contras, tenemos como resultado un Madrid abatido a pesar de tener casi el control total de la pelota.

 

La llegada al descanso en tablas provocó que Lopetegui moviera ficha, Benzema por Mariano. Nada más salir el “nuevo 7” tuvo un mano a mano en el área, pero se lío él solo sobrándole regate. Y sí, el joven catalán tuvo presencia en el área, incluso jugaba de cara con los medios, se sentía bien en el verde, pero tampoco supo como abrir la lata. 

 

El crono corría sin piedad para los de Julen, que veían como se les iba el partido. Bale pidió el cambio lesionado, y salió Vinicius como última esperanza. Pero nada, el túnel seguía oscuro para un Real Madrid que vio como se les iba, ya no la victoria, sino el empate, en el último instante del tiempo de descuento. Manu García se elevó al cielo para cabecear un balón rechazado por Courtois y provocó que los cimientos de Mendizorrotza temblaran. Los blancos miraban al suelo negando con la cabeza y Julen seguramente no sabía donde meterse.

 

Ahora, con el parón de selecciones, el técnico blanco tiene hasta el 20 de octubre para buscar una solución que los saque de está crisis, porque se encuentra entre las cuerdas. El capitán blanco salió en su defensa: “Sería una locura echarle, estamos en el camino bueno a pesar de los resultados”.

 

Please reload

Please reload