© 2018 El Deporte Desde Madrid. Todos los derechos reservados.

Estreno con indulgencia

November 19, 2017

ATLÉTICO DE MADRID 0 - 0 REAL MADRID

 

ALINEACIONES

 

Atlético de Madrid: Oblak, Juanfran, Godín, Savic, Lucas Hernández, Saúl, Thomas (Carrasco, 54'), Gabi, Koke, Correa (Gameiro, 77') y Griezmann (Torres, 77').

 

Real Madrid: Casilla, Carvajal, Varane, Sergio Ramos (Nacho, 46'), Marcelo, Modric, Casemiro, Kroos, Isco, Benzema (Marco Asensio, 76') y Cristiano Ronaldo.

 

 

 

Fue una cita con la historia del fútbol. El Wanda Metropolitano se estrenó como coliseo madrileño para la practica del deporte rey entre los mejores estandartes del fútbol en la capital. Fue un debut inicuo. Y, quizás, con demasiada indulgencia.

 

Sin goles. Los focos se centraron en el potente inicio del conjunto local. El colectivo arbitral también adquirió protagonismo con el paso de los minutos. Y, por último, Simeone superó a Zidane en las rotaciones, pero de poco le sirvió. 

 

La codicia, por salir vencedor del primer derbi en la nueva casa del Atlético de Madrid, enseño muy rápido la baraja de ambos equipos. Los colchoneros fueron de más a menos, mientras que al conjunto blanco le costó seguir el ritmo inicial. El Real Madrid fue entrando en calor con el paso de los minutos, aunque pudo salir escaldado de este mal inicio si Correa o Gabi hubiesen afinado la puntería.

 

Ángel Correa, que se encontró con un regalo de Navidad de Varane, tras un intento de conectar con Kiko Casilla, permitió al jugador rojiblanco disfrutar de un mano a mano ante Casilla, que lanzó fuera por centímetros. Gabi, por su parte, voleó el balón lejos de la meta madridista en la otra acción local.

 

Cristiano probó a Oblak, que respondió bien la tentativa del portugués. Un minuto después, Sergio Ramos alcanzó a rematar de cabeza un balón muy franco, en las narices de Oblak, pero Lucas Hernández solucionó la papeleta con una volea desafortunada, que dejó al sevillano en el suelo, con el tabique nasal fracturado.

 

A falta de un dominador claro, la incertidumbre fue ocupando terreno de juego. Con el 0-0, Simeone tenía el partido en su poder y justamente como había planeado. Así, el Cholo comenzó a ejecutar su plan. Sacó a Torres y Gameiro, ofreciendo más velocidad en el ataque y se fue a por el triunfo. Pero le salió rana. Incluso pudo acabar perdiéndolo, si Cristiano llega a acertar en su última acción del encuentro.

Please reload

Please reload