© 2018 El Deporte Desde Madrid. Todos los derechos reservados.

Los blancos aguantan la guerra andorrana

May 28, 2017

REAL MADRID 95-84 MORABANC ANDORRA

 

ALINEACIONES:

 

Real Madrid (27+19+23+26): Llull (19), Fernández (9), Maciulis (6), Randolph (8) y Ayón (15) -cinco inicial-, Draper (-), Doncic (12), Reyes (11), Carroll (9) y Hunter (6).

MoraBanc Andorra (18+21+27+18): Albicy (5), Jelinek (16), Walker (9), Antetokounmpo (10) y Shermadini (21) -cinco inicial-, Schreiner (5), Stevic (11), Navarro (2), Colom (-) y Czerapowicz (5).

 

 

 

El Real Madrid consigue el pase a las semifinales contra un MoraBanc Andorra que luchó por llevarse el encuentro, con un segundo y tercer cuartos para enmarcar. Sin embargo, los locales fueron superiores en el último parcial gracias a Llull (19) y Ayón (15). Shermadini volvió a ser un problema con sus 21 puntos, pero no pudo dar la victoria a su equipo.

 

El partido comenzó con un claro objetivo para los blancos: ganar sin problemas. Un 27-18 fue el resultado del primer cuarto, sin complicaciones se imponían los blancos y se acercaban a las semifinales. Pero los andorranos esta temporada han sido caracterizados por su lucha. Y lucharon. El segundo y tercer cuarto fue clave para los visitantes, y de un 27-18, el partido a falta de diez minutos estaba con un 69-66 que metió miedo en el cuerpo a los de Pablo Laso.

 

Pero ahí no acaba el susto, ya que Walker anotaría un triple que ponía el 71-71 en el marcador. Pero el Real Madrid supo demostrar porque tenía un 27-0 de balance en partidos al mejor de tres encuentros, siempre que los blancos ganaban el primero. Los números estaban de su parte y Llull también demostró porque era el MVP de la Liga Endesa. Desde entonces, los locales harían un 12-4 y el partido se quedaría en casa. Los blancos estaban en semis, era oficial. 

 

El MoraBanc Andorra cierra así una gran temporada, en que se han enfrentado hasta seis veces contra el Campeón de la Copa del Rey y de la Fase Regular de la Liga Endesa. Un 5-1 de balance que no demuestra la superioridad blanca, porque tres encuentros fueron a prórroga, y porque el partido en su pabellón fue un gran argumento para demostrar que podían plantar cara a los madridistas.

 

Mientras que los blancos continuan su andada por el PlayOff, han conseguido clasificar para las semifinales y podrían finalizar la temporada con otro título, cerrando así otra magnífica temporada. Su siguiente rival: el Unicaja. Un conjunto que llega de ganar la Eurocup, y que ha conseguido eliminar a otro campeón europeo como es el Iberostar Tenerife, uno de los equipos revelación esta temporada.

 

 

Please reload

Please reload