Un brote de Ramos en época glacial

January 21, 2017

REAL MADRID 2-1 CELTA DE VIGO

 

GOLES

 

1-0: Sergio Ramos (min 35)

2-0: Sergio Ramos (min 43)

2-1: Juanpi (min 63)

 

Sergio Ramos ha vuelto a aparecer. Y lo ha hecho, otra vez, a balón parado. Dos goles que han servido para que el Real Madrid haya cortado la línea descendente del equipo madrileño ante el Málaga. Juanpi recortó distancias para el conjunto andaluz, pero el partido se volvió loco y se quedó con esos tres goles al final (2-1).

 

Las temperaturas siguen siendo bajas en el Santiago Bernabéu. El feudo blanco continúa a disgusto con el juego desplegado por su equipo, porque, pese a la victoria, la sensación de debilidad ante conjuntos teóricamente inferiores es perenne en la mente madridista. Y este sentimiento es provocado porque sus principales estandartes parecen carecer de espíritu competitivo o, incluso, de ganas de ganar.

 

Marcelo dio el primer susto del choque. El brasileño fue sustituido por Isco tras quejarse de un problema en una caída, para detrimento del conjunto local. Lucas Vázquez bajó su posición, sin poder hacer el daño que estaba percutiendo por la banda derecha; mientras Nacho se colocó en el otro lateral e Isco protegía el centro del campo. 

 

El plantel no era el idóneo para el Real Madrid. Incluso sufrió en los primeros compases con este sistema. Pero el balón parado volvió a salvar el dibujo de Zidane. Dos goles en los últimos minutos de la primera mitad encarrilaron un choque con poco bueno del Madrid.

 

Sergio Ramos dirigió el balón con la cabeza directamente a la escuadra de la meta defendida por Kameni. El de Camas puso por delante al Madrid y plantaba las semillas de un brote que crecería antes del descanso en el césped del Bernabéu. El sevillano, con la pillería que le caracteriza en los centros al área, metió el pie para anotar el segundo gol de la tarde y encarrilar el partido. 

 

Todo de cara, con el madridismo ilusionado pero Juankar aguó la fiesta. El madrileño se marcó una jugada en solitario que quedó en los pies de Juanpi, tras un rechace, quien no dudó en recortar distancias y complicar el choque a los locales. Sin embargo, los pitos llegaron un minuto después, cuando Chory Castro, emulando al Celta de Vigo, casi anota el segundo en menos de un minuto pero Keylor desvió con eficacia. 

 

La reacción del Real Madrid se quedó en reacción. Kameni, la puntería y la madera mantuvieron el 2-1 hasta el final en varias de las ocasiones que tuvo el conjunto blanco. Kameni se lió solo, le pudo costar el tercero pero se tiró para evitar un autogol y las pocas ganas de Cristiano le dejaron lo suficientemente lejos como para no llegar cómodo a un balón franco delante de la portería. La puntería del luso se estrelló en el poste y el partido finalizó con un descontento general por la poca ambición del Real Madrid. Aunque siga líder de La Liga y haya finalizado líder de invierno. 

 

Please reload

Please reload

© 2018 El Deporte Desde Madrid. Todos los derechos reservados.