© 2018 El Deporte Desde Madrid. Todos los derechos reservados.

Ivan ''centenario'' Paunic se lleva el duelo de colistas

December 12, 2016

MONTAKIT FUENLABRADA 84-64 ICL MANRESA

 

ALINEACIONES

 

 

Montakit Fuenlabrada: Hakanson (4), Llorca, Paunic (24), Wear, Diagne (7) -titulares-, Rupnik (11), Smits (10), Cruz (10), Rey (10) y O'Leary (8).

 

 

ICL Manresa: Costa (4), Suggs (13), Tomás (2), Trapani (4), Andric (8) -titulares-, Aranitovic (8), Cakarun (7), Rush (9), Montañez (4) y Belemene (5).

 

 

 

El duelo de colistas se lo llevó el Montakit Fuenlabrada -en el que sería también el centenario de partidos en ACB de Ivan Paunic (24 puntos) y Álex Llorca (que se retiró por golpe), y donde tampoco pudo jugar Marko Popovic-, en un partido donde los manresanos estuvieron mal en ataque (64 puntos) y mal en defensa (con 30 faltas personales).

 

La primera final del Montakit Fuenlabrada comenzaba con una canasta de dos puntos de Ludde Hakanson -después de un minuto y medio de partido sin abrir marcador-. Y tras un 6-0 de parcial, Luksa Andric anotaba las dos primeras canastas de los manresanos (11-04, min. 5). Después, los visitantes llegaron a bajar la diferencia a cuatro puntos (14-10), pero Rupnik se encargó de aumentar la renta naranja a +7 (19-12). Al término del primer periodo, el resultado sería un 21-13 favorable a los de Jota Cuspinera.

 

Rupnik abría el segundo cuarto desde la línea de personal, poniendo, además, la barrera de los diez puntos -la distancia máxima hasta el momento- (23-13, min. 11). Sin embargo, no había pasado ni un minuto del cuarto, y ya tenían los de Jota Cuspinera tres faltas. Sin embargo, otro mal inicio de cuarto de los visitantes, ofensivamente, les dejaba con más de un minuto y medio sin anotar. Además, los visitantes, a 5.29 del final del cuarto se ponían en bonus (los locales un minuto después); y tendrían también problemas en ataque, con tan solo cinco puntos logrados en cinco minutos (igualando el mal parcial con los naranjas). Después, un descomunal mate de Moussa Diagné ponía el 39-27; a lo que se sumaba el festival de faltas que realizaban los visitantes (yendo los locales hasta 19 veces a la línea de personal en esta primera parte). Al final de los veinte primeros minutos, los locales mandaban por 39-30, con un parcial naranja de 18-17.

 

La segunda parte comenzaba con otro minuto y medio en blanco, que fue roto por Smits con cuatro puntos consecutivos; y Suggs que, después de más de cuatro minutos en blanco por parte de los catalanes, abría el marcador de su equipo; pero serviría de poco la canasta, ya que Paunic seguía aumentando la diferencia (46-32, min. 26). Distancia que sería disminuida con siete puntos sin respuesta de los de Ibon Navarro, poniendo la ventaja naranja en un simple dígito (48-41). Pero Xavi Rey se encargaría de volver a los diez de ventaja con tres puntos consecutivos. Los treinta primeros minutos terminaban con un 53-44.

 

Extraordinariamente, O’Leary anotaba en los primeros segundos del último cuarto con un imponente mate. Los de Jota Cuspinera dieron un último esfuerzo para poner, gracias a un 2+1 de O’Leary y a una puerta atrás de Paunic, el 70-53.

El resultado llego a los 20 puntos de diferencia gracias a un triple de Rupnik (73-53), a lo que se sumó la expulsión de Trapani tras realizar su quinta falta. Finalmente, los locales se llevaron una victoria cómoda en este duelo de colistas con un 84-64 en el luminoso, y consiguen ocupar el décimo cuarto puesto, saliendo de la zona roja de la tabla.

Please reload

Please reload