© 2018 El Deporte Desde Madrid. Todos los derechos reservados.

Las islas Canarias, la pesadilla del Montakit Fuenlabrada

November 20, 2016

IBEROSTAR TENERIFE 96-50 MONTAKIT FUENLABRADA

 

ALINEACIONES

 

Iberostar Tenerife: Bassas (8), White (15), Doornekamp (13), Hanley (7), Vázquez (4) -titulares-, San Miguel (7), Richotti (15), Petit (1), Abromaitis, English (9), Bogris (3) y Beirán (14).

 

Montakit Fuenlabrada: Hakanson (3), Paunic (12), Wear (2), Llorca (6), Diagné (5) -titulares-, Popovic, O'Leary (2), Rupnik (4), Cruz (4), Smits (6) y Rey (6).

 

 

 

Los fuenlabreños, que no tenían buen recuerdo de su última visita a las islas Canarias (Gran Canaria 111-60 Montakit Fuenlabrada), volvieron a sufrir contra el Iberostar Tenerife teniendo la puntuación más baja de la temporada (50 puntos de los de Jota Cuspinera). El Iberostar Tenerife lucha por el liderato de la tabla (colocándose líder esta jornada dependiendo de lo que hagan sus rivales), mientras que el Fuenlabrada lucha por conseguir victorias con un 2-7.

 

Empezaba el partido y el primero en poner una pequeña ventaja era el Montakit Fuenlabrada, con un 5-9, gracias a cuatro puntos seguidos de Diagné -y los puntos de Paunic y Hakanson, logrado en el minuto cuatro. Sin embargo, Davin White cambió las tornas con un 11-9 (min. 5). Lograban finalmente un 12-0, con un 17-9 en el luminoso que terminaba, a los diez minutos con un resultado de 20-11 para los tinerfeños.

 

Amanecía el segundo cuarto, y los locales imponían su ley -a pesar de la lesión de Fran Vázquez-, con dos triples de San Miguel y English (27-13, min. 13). Respondían los fuenlabreños con un 0-4 poniendo la diferencia a diez puntos, pero era en vano, ya que volvían a anotar los tinerfeños (29-17). Seguían imponiéndose los canarios, y termiaban al minuto 20 con un resultado de 40-27, con los naranjas anotando 16 puntos en este segundo cuarto.

 

El tercer cuarto sirvió para poner más tierra de por medio en el marcador, terminando con un 59-39, con un Montakit Fuenlabrada que no encontraba el camino ni defensiva ni ofensivamente. El resultado al finalizar los treinta primeros minutos animó a los locales, y tuvo el efecto contrario en los visitantes, de manera que los canarios anotaron 37 puntos en los últimos diez minutos, y los naranjas solo pudieron anotar once puntos, el partido terminó con un 96-50. Los tinerfeños lograron un resultado histórico en lo que se refiere a diferencias en el marcador, con un +46 superando el anterior récord de +35. Por parte de los visitantes, solo han ganado un partido fuera de casa.

Please reload

Please reload