© 2018 El Deporte Desde Madrid. Todos los derechos reservados.

El Montakit Fuenlabrada no levanta cabeza

October 30, 2016

MONTAKIT FUENLABRADA 75-78 FCBARCELONA LASSA

 

ALINEACIONES

 

Montakit Fuenlabrada: Ludde Hakanson (8), Marko Popovic (13), Ivan Paunic (18), Ian O’Leary (3), Moussa Diagné (14) -titulares- Llorca (4), Cruz (8), Smits (5), Rey, González (2)

 

FCBarcelona Lassa: Tyrese Rice (10), Víctor Claver, Brad Oleson (11), Stratos Perperoglou (17), Ante Tomic (12) -titulares- Dorsey (4), Vezenkov (13), Peno, Eriksson (5), Koponen (6)

 

 

 

El Montakit Fuenlabrada no pudo llevarse la victoria en esta semana cargada de problemas, ya que Jota Cuspinera no pudo contar con Cabezas ni con Sekulic, y no pudo ayudar el nuevo fichaje fuenlabreño Xavi Rey. Los blaugranas, a pesar de la expulsión de Bartzokas y de Dorsey, se llevaron la victoria por tres puntos en el Fernando Martín.

 

Tuvo que pasar un minuto y medio del primer cuarto para ver la primera canasta, un triple de O’Leary. Las dos siguientes canastas serían de los cedidos del Barcelona Lassa: Hakanson con un triple desde ''su casa''-poniendo un 6-0 en el marcador-, y Diagné tras un palmeo de balón.

 

Y tras una buena actuación del Fuenlabrada, el Barcelona conseguía adelantarse con un triple de Rice. Pero Paco Cruz anotaría 7 puntos consecutivos en cada ataque del Fuenla, finalizando el primer cuarto y poniendo un 20-18 en el marcador.

 

Empezaba el segundo cuarto, y Paunic era el primero en anotar con un 2+1. Sin embargo, el Barcelona lograba igualar el encuentro a 23. Y la buena actuación de Perperouglou conseguía poner las cosas difíciles al Fuenlabrada, ya que el 33 del Barcelona Lassa consiguió anotar hasta diez puntos en menos de tres minutos y medio.

 

Y estando seis abajo los locales, de la mano de Diagné conseguían reducir distancias gracias a sus cuatro puntos consecutivos. Popovic anotaría otros cuatro para poner a los de Jota Cuspinera dos arriba. Y tras una racha de 9-0, Dorsey conseguía por fin anotar para el conjunto de Bartzokas con un gran mate sobre Diagné.

 

Otra vez volvían a mandar los visitantes en el marcador, gracias a las actuaciones de Dorsey  y Rice. Aunque también cabe destacar las faltas que los fuenlabreños consiguieron sacar a los azulgrana, teniendo como ejemplo las tres faltas que le sacaron a Dorsey y a Rice a falta de 1.21 del segundo cuarto.

 

Finalmente, los catalanes lograrían imponerse por seis puntos sobre su rival, y el marcador al final del segundo periodo sería de 39-45. Teniendo a Moussa Diagné como máximo anotador en el bando naranja con diez puntos, mientras que en los blaugranas, destacaba Perperoglou con 12 puntos, de los cuales diez habían sido anotados en el segundo cuarto.

 

En la reanudación, Paunic volvía a ser el primero en anotar, pero el conjunto de Bartzokas lograba aumentar distancias, poniéndose a ocho sobre su rival. Pero serían cinco las canastas que se realizarían en los cinco primeros minutos de cuarto, poniendo un 7-4 de parcial.

 

Los siguientes minutos estarían más apretados, con una diferencia máxima de cinco puntos, y con una mínima de dos. Pero por fin los locales se pondrían por encima en el partido gracias a un triple de Paunic sobre Dorsey que puso a todo el público en pie. Después, otro triple de Vezenkov pondría la igualdad a 57, y este sería el resultado para el final del tercer cuarto, donde la anotación brilló por su ausencia.

 

Los últimos diez minutos del partido daban comienzo, y para comenzar, hasta tres triples se anotaron en menos de dos minutos, dos por parte del Fuenlabrada -Hakanson y Smits, respectivamente-, y uno del Barcelona Lassa -del que sería el octavo punto de Vezenkov-. Para poner más tenso el partido a falta de 6.23 para el final, Joey Dorsey era expulsado por su quinta falta, y después era expulsado el entrenador visitante a los vestuarios.

 

Moussa Diagné con un imponente mate lograba poner el 66-62. Pero a pesar del buen juego naranja, los blaugranas con más corazón que cabeza se supieron imponer por la mínima tras canasta de Rice. Sin embargo, parecía que los problemas del Barcelona fueron su solución, ya que aumentaron la ventaja a siete puntos, con un 8-0 de parcial sobre los de Jota Cuspinera.

 

Los fallos locales pusieron las cosas muy difíciles para la remontada, ya que en defensa el Barcelona estaba muy bien; y en ataque no conseguían construir. De esta manera, quedando un minuto para el final, los catalanes habían llegado a implantar la barrera de los diez puntos.

 

A pesar de los cinco puntos de Paunic, y la canasta final de Llorca a un segundo de finalizar el encuentro, no fue posible llevarse la victoria (a pesar de reducir la diferencia a tres), en una derrota contra el Barcelona Lassa con un 75-78 en el marcador.

Please reload

Please reload