Sergio Llull conquista, otra vez, La Fonteta

February 28, 2016

VALENCIA BASKET 94 - 95 REAL MADRID

 

ALINEACIONES

 

Valencia Basket (28+26+25+15): Vives (6), Rafa Martínez (13), Sato (9), Sikma (15), Dubljevic (17) -cinco titular- Stefansson (5), Diot (8), Lucic (6), Shurna (7) y Hamilton (8).

 

Real Madrid (24+20+26+25): Llull (17), Carroll (18), Maciulis (8), Reyes (5), Ayón (7) -cinco titular- Rivers (9), Ndour (-), Nocioni (17), Doncic (4), Lima (4), Hernangómez (4) y Taylor (2).

La Fuente de San Luis se ha quedado muda tras el soberbio derroche de esfuerzo de Sergio Llull. El balear empató el partido y, ante la canasta de Diot, impuso su ley desde su propio campo para regalar una canasta mágica a todo aficionado al baloncesto. Una canasta desde más allá de 15 metros que entró limpia por el aro y dio la victoria al Real Madrid sobre la bocina.

 

Tanto Valencia como Real Madrid se dejaron la piel sobre el parqué. El equipo local recibió cortés al campeón de la Copa ACB con un pasillo que fue el túnel al infierno para los de Pablo Laso. Un infierno que el bando taronja impuso con un juego impecable en los primeros minutos. Sikma, con un triple y una canasta, puso las primeras diferencias para los de Pedro Martínez (8-2). El Valencia mantuvo a raya a su rival y alcanzó una ventaja más amplia durante el primer cuarto (19-10), que terminó con máxima igualdad pero siempre con los locales por delante (28-24).

 

Un triple de Martínez obligó a Laso a parar el partido. El equipo taronja se alejaba en el electrónico (41-30) y Nocioni fue el encargado de poner en órbita al conjunto madrileño. Un par de triples y otro par de rebotes defensivos, bastaron para aumentar la calidad del argentino en el partido, que dejó a Rivers reducir distancias desde el perímetro (45-41). Pero el Valencia volvió a lograr irse en el marcador, a pesar del triple de Nocioni en los últimos segundos, que contestó Shurna sobre la bocina (54-44).

 

El tercer cuarto fue un reflejo de la primera mitad con distintos protagonistas. Llull y Maciulis se asociaron para apoyar con un triple los cinco puntos de Carroll, pero esto tuvo respuesta local con un triple de Shurna y dos puntos de Hamilton. Al final, nueve puntos era la diferencia entre ambos equipos para los últimos diez minutos (79-70), lo que dictaba una larga brega por la victoria. Como así fue.

 

Pese al arranque fulgurante de Rivers y Llull, con un parcial de 0-5, el Valencia mantuvo sus opciones intactas hasta cuatro minutos para el final de la obra. Nocioni había cerrado el paso a Dubljevic, pero había abierto la veda para que Sikma sumase otro triple y una canasta, dejando en nueve, otra vez, la diferencia.

 

Pero esto es baloncesto y pese a las largas posesiones locales, el acierto se puso de parte madridista y se llegó al último minuto con dos puntos de diferencia y todo por jugarse. Sergio Llull era quien ajustaba a ese resto el marcador con un triple, que el de Mahón acompañó con una entrada a canasta -dos puntos más- a falta de tres segundos e igualaba el partido (92-92).

 

Pedro Martínez reunió a sus hombres, quiso buscar la falta pero Diot se encontró solo para sumar dos puntos y dar la victoria, momentánea, a una Fonteta enloquecida con la victoria a 1,3 seg para el final. Pero Felipe Reyes sacó rápido, encontró a Llull y éste, con más corazón que cabeza, probó suerte desde su campo para encontrar una canasta imposible que daba la victoria al Real Madrid por 94-95 silenciando la fiesta taronja, que ya se había organizado.

Please reload

Please reload

© 2018 El Deporte Desde Madrid. Todos los derechos reservados.